Los caballeros de la Iglesia

Capítulo VII – Planes y más planes

(Descubro la causa de mi ansiedad)

Ya en el patio, me senté en el suelo y cerré los ojos y dejé vagar mis pensamientos sin ningún objetivo concreto; casi sin darme cuenta, esto me llevó al momento en que me enteré que el prisionero capturado no era tal, sino uno de nuestros hermanos que había partido para mantenernos informados de lo que ocurría en las Tierras Ignotas, entonces me vino a la cabeza una parte del informe que dio Skjult referente a la imagen de nuestros reinos que allí estaban propagando:

“Por estos territorios corren ríos de leche y miel y están habitados por infieles adoradores de un falso dios, dedicados al lujo y a la molicie”.

Le había dicho el viceprelado del templo de Qishloq a Skjult cuando le reclutó como explorador y era una simplificación tendenciosa, demostraba un conocimiento de la feracidad de nuestras tierras y de la buena situación económica de la Confederación Erkendia, válido para excitar la codicia y las ganas de conquista en las mentes simples de los nómadas que habitaban esas tierras, algo que resultaba muy peligroso para nosotros y de lo que nos habíamos enterado gracias a nuestro espía. De no haber conocido por Skjult estos hechos habríamos estado en un terrible aprieto.

En ese momento, casi sentí como sonaba un clic al encajar todas las piezas del rompecabezas dando forma concreta a la ansiedad que me estaba corroyendo por dentro y que confirmaba mis temores. Aliviado por este hecho, me levanté y fui a informar de ello al Donark.

Unos días antes de que termináramos el código, Melhiker fue llamado por el Prior Erlhènj, que ahora ostentaba el cargo de Gran Maestre de Caballeros, para formar parte del Donark.

Cuando entré en la sala en que estaban reunidos, el Maestre Erlhènj levantó la cabeza y me dijo:

—Llegas en buen momento Jannirèll ¿Descubriste ya lo que te preocupaba? Nosotros estamos preparando un mensaje al Patriarca Flottfar para que convoque al Rådetskonger para informarle de la situación en que nos encontramos.

El Rådetskonger o Consejo de Estado era, en teoría al menos, el órgano colegiado que regía los destinos de la Confederación Erkendia y estaba compuesto por los reyes de los cinco estados que la formaban: Dönhar, Haddark, Jhönnull, Thörvork y Ganestria. Presidido por el Patriarca de la Iglesia, se reunía cada cinco años en Styretstyrke, una fortaleza situada en Ganestria, a ciento cincuenta millas de la ciudad de Människor, que se creía era el centro geográfico de la Confederación, aunque en los últimos cien años sus reuniones se celebraban únicamente cuando fallecía uno de los gobernantes para reconocer como tal y dar la bienvenida a su sucesor, dado que no existían fricciones entre los reinos que justificasen su convocatoria siendo, por demás, los reinos autónomos para resolver sus problemas internos.

—Creo Maestre que no es el momento oportuno, pues comportaría un peligroso riesgo para nosotros el hacerlo ahora— Le respondí.

Sorprendidos por está contundente respuesta por mi parte, se miraron entre ellos y BhØrsemaker que había sido nuestro preceptor en armamento y combate y ahora era Maestre de los Hadar me preguntó:

—¿Y ello a que es debido Jannirèll? Sabes perfectamente que con nuestras fuerzas solo podríamos detenerlos durante un corto espacio de tiempo y que necesitamos la colaboración de los reinos para evitar la invasión, algo que por otra parte, les afecta a todos y deben conocer.

—Soy plenamente consciente de ello BhØrsemaker y precisamente por eso, sigo insistiendo en que no es el momento adecuado para hacerlo— Insistí.

—¿Podrías explicarnos los motivos por los que consideras inadecuado hacerlo ahora?— Inquirió Erlhènj. —¿Tiene algo que ver con los vagos temores que tenías? ¿Has averiguado la causa?

—Si Maestre, lo he averiguado y venía a comunicároslo cundo, afortunadamente, me habéis comentado vuestra intención. En nuestra prisa por prepararnos para contener la invasión hemos pasado por alto algo tan fundamental como es el hecho de que nadie provoca una guerra sin tener la mayor cantidad de información sobre su enemigo.

En ese momento, después de haber dado forma a mis temores, me encontraba en el mismo estado de, llamémoslo activación, en el que me encontraba el primer año de mi estancia en el cenobio, por lo que de forma inconsciente, percibía claramente todo lo que ocurría a mi alrededor hasta el más mínimo detalle y percibí que Melhiker estaba haciendo uso de sus poderes, pues se encontraba concentrado en una especie de trance.

—No lo hemos pasado por alto Jannirèll— Volvió a intervenir BhØrsemaker, el más impulsivo de todos los presentes. —Me extraña que seas tú precisamente quien diga esto, cuando has sido pieza fundamental en la creación de nuestro equipo de espionaje.

—Y por eso precisamente es por lo que habla así— Intervino Melhiker que había salido de su ensueño. —Jannirèll ¿Nos aconsejas no convocar el Consejo por los motivos en los que estoy pensando?

—¿Ya has caído en la cuenta? Me extrañaba que tardaras tanto Melhiker.

—Mis poderes son de precognición y análisis, no de observación como parte de los tuyos Jannirell, pero tienes razón es tan lógico que debía haberme dado cuenta.

—¿Quieren los insignes magos hablar para que les entendamos el resto de los mortales que no tenemos sus poderes?— Nos dijo con ironía Erlhènj.

—Por supuesto Maestre y perdonadnos todos, ahora Jannirèll explicará las conclusiones a las que ha llegado— Respondió Melhiker.

Tras las palabras de Melhiker, les comenté que al igual que nosotros habíamos enviado espías al territorio enemigo, ellos tenían que haber hecho lo mismo, con la desventaja para nosotros de que nuestros adversarios lo habían hecho antes y aunque nuestros medios de comunicación suponíamos que eran más eficaces, nos llevaban la ventaja, por lo dicho por Skjult, de tener información sobre nuestras actividades desde hacía tiempo, cosa que nosotros aún no teníamos ya que aunque la telepatía era instantánea, los viajes no.

Debido ello, cualquier alteración en la tranquila vida de la Confederación, llamaría poderosamente la atención de nuestros adversarios, quienes realizaban sus preparativos concienzudamente y sin prisas, en la confianza de que no conocíamos sus intenciones. Algo tan inusitado como la reunión del Consejo sin motivo aparente, podía ponerles en guardia y obligarles a actuar antes de que estuviéramos preparados.

Continuará
Espero que esta publicación te haya gustado. Si es así pulsa me gusta y si tienes alguna duda, consulta o quieres complementar este post, no dudes en escribir en la zona de comentarios.
Sigueme en: www.elarcadedionisos.es
Spread the love

7 comentarios

  • El cambio en el blog tiene un magnífico aspecto. Tienes un dominio propio y es importante por la idea de continuidad que eso supone y la categoría que le aporta al blog. También me parecen positivos algunos de los cambios como la cabecera, que con el texto ya indica qué tipo de contenidos podemos encontrar dentro, el fondo de libros que también marca la temática y el contraste de caracteres entre el blanco y negro.

    Me gusta.

    Un abrazo 🙂

  • Hola Javier,
    Te felicito porque el desarrollo de la trama va viento en popa. Con una expectación tras cada post que tiene una proyección geométrica, cada vez es mayor el interés, los nudos se complejizan y perfeccionan, las asociaciones entre diferentes aspectos, la relación de significado y consecuencias prácticas entre la trama principal y la secundaria, etc.
    ¿Sabes que haría yo, si me permites la sugerencia? Integrar cada episodio, una vez culminado todo, en un único formato que fuese apto para publicar editorialmente, aunque fuese en modo autopublicación. Existen plataformas de autoedición que no requieren un excesiva labor de toma de contacto con editores y expertos en marketing de contenidos. Aunque en papel también gustarías, estoy convencida. ¡Fíjate sí estoy segura del nivel narrativo que tiene la historia!. A mí me tienes cogidita, espero hasta la próxima.
    Por cierto, me ha encantado el aspecto que le has dado a tu blog, la plantilla es elegante y muy profesional, me doy cuenta lo ventajoso que es contar con dominio propio. Enhorabuena por el trabajo y los cambios en el blog.
    Un abrazo 🙂

    • El Arca de Dionisos

      Gracias por tus apreciaciones sobre lo que escribo y ¡por supuesto las sugerencias! es más, me gustaría que hicieras todas las que se te ocurran y en relación con esta decirte que me parece muy interesante, pues mi intención es publicar la novela, pero soy primerizo en estas lides y no se como hacerlo. He oido hablar de esas plataformas pero no conozco ninguna. En mis archivos lo tengo guardado como una sola obra dividida en capítulos (llevo ya siete escritos), pero no se si publicar por capítulos, la obra completa o que hacer, en eso me encuentro perdido, por lo que cualquier sujerencia me viene bién.
      En relación con el dominio propio, lo hice por la flexibilidad con que me permita trabajar. me da más espacio (10 megas sobre los cinco de wordpress, me permite utilizar cualquier tema (gratuito o de pago) o crear el mío propio (si supiera programar), tener cuentas de email de tipo nombre@elarcadedionisos.es y no resulta caro.
      Gracias por tu comentario y tu sugerencia.
      Un fuerte abrazo 🙂

      • Una de ellas es Amazon, parece que la más conocida, pero hay otras muchas. Haré una búsqueda y te informaré porque conozco dos o tres que están muy reconocidas pero ahora mismo no recuerdo el nombre. Bueno, investiga sobre Bubok, creo que se llama así, también está bastante solicitada por parte de los escritores noveles. Ya te iré diciendo. Un fuerte abrazo 🙂

  • Decirte también, que me he suscrito por correo electrónico. Abrazos

Deja un comentario